sábado, 29 de mayo de 2010

MÉNDEZ A LA REAL ACADEMIA

No creo que el actual dirigente de la UGT pase a los anales de la Historia. La mediocridad es lo que tiene, y el contínuo amagar y no dar para qué les voy a decir. Tras el previsible éxito del paro funcionarial, volveremos a oir ecos lejanos de tambores de guerra, para asustar a un gobierno del que recuerdo ha dado ya tres ultimatums a patronal y sindicatos, para llegar a un acuerdo sobre la manoseada reforma laboral.Y es evidente que el gobierno no precias más que el suspiro de una centenaria, para amilanarse. Pero a la vez que tengo la impresión de que D. Cándido no pasará a la Historia como un dirigente capaz del sindicalismo patrio en época procelosa, sí creo que tiene su papel en la Real Academia de la Lengua. Dos joyas de su fluído verbo en la última semana: "mandatado" e "inviabilizar". No podemos perderle para lustrar, fijar y limpiar la lengua. Por favor que deje el sindicato y le den un sillón, aunque sea la "w" ( minúscula que es de izquierdas ) entre los padres de la lengua.

3 comentarios:

Carlos Fernández Ocón dijo...

Sí por favor que le den algo pero que desaparezca de la vista!

miguel angel de uña dijo...

No hay suficente altura de miras, ni capacidad de autocrítica. Es pedirle peras al olmo. Un saludo.

Anónimo dijo...

aburrimiento


aburri...miento


plasta eres